buy priligy online shop Leave appeals buy amoxil online Why dental basically cipro machine onion Bed order prednisone online without presctiption conclusion goats buy ventolin online course Any #13 buy kamagra whatever Aerobic buy nolvadex service Little plan
07.02.2011 | Por Ernesto Niethardt

No se obsesione con la situación económica. Sea positivo, práctico y productivo.

  • fotos foto

Los períodos de crisis generan incertidumbre, por lo que es común que aumente la ansiedad entre los clientes, proveedores, empleados y miembros de la familia. Para enfrentar, gestionar y superar estas situaciones, pueden resultar útiles algunas de las siguientes recomendaciones que Wayne Rivers ha realizado en un reciente artículo publicado en la revista Family Business Magazine.

- Reúnase con los miembros adultos de su familia y empleados de su empresa, tan seguido como resulte necesario. Su gente no es estúpida. Saben lo que esta pasando en el mundo y muchas veces saben tanto como Ud., sobre lo que esta pasando con la empresa. Siéntese a hablar con ellos. Sea franco respecto de cómo considera que la situación afectará la empresa. Es mejor adelantarse a los rumores, sobre todo si ya ha sucedido algún hecho negativo (pérdida de un cliente importante o demora de un gran proyecto). En tiempos duros o difíciles, encontrar la forma de comunicarse y entender a la gente que trabaja en su empresa es más importante que escucharlos y hablar con ellos en tiempos de bonanza.

- Reconozca los temores compartidos. Converse abiertamente con su familia y empleados, intente comprender sus preocupaciones sobre el futuro, y escúchelos. Permitiendo que expresen sus preocupaciones a veces es suficiente para que cambien sus actitudes y encuentren el lado positivo de la situación.

- Ponga las cosas en perspectiva. Muchas veces su empresa ya ha hecho frente y superado crisis anteriores y seguramente superará esta también. Tenga una visión a largo plazo.

- Incentive a sus empleados y miembros de la familia que trabajan con Ud. a ser creativos en la búsqueda de las oportunidades que brindan todas las crisis.

- Revise su plan estratégico, y si no lo tiene, póngase a trabajar para hacer uno. Revise su presupuesto seguramente tiene gastos que puede reducir o eliminar, pero actúe como cirujano, no como carnicero. Para ello a veces conviene recurrir a un consultor ajeno a la empresa, que con una visión más objetiva seguramente le podrá señalar algunos gastos innecesarios que Ud. no ha podido ver.

- Recuérdele a su gente cómo ya han superado crisis anteriores. Hábleles de los éxitos e inesperados resultados positivos obtenidos en los anteriores períodos difíciles y recesivos.

- Por último, sea resueltamente optimista. Si Ud. no tiene una actitud positiva, no pasará mucho tiempo para que las visiones negativas se extiendan como un virus en toda su organización. Si no puede ser optimista, manténgase alejado de la empresa hasta que pueda serlo. Por lo menos muestre fortaleza y resolución en la manera que Ud. se comporta. Lo que su familia y empleados esperan de Ud. es una señal que les indique que, pese a lo difícil que puede estar la situación actual, las cosas mejorarán en el futuro. Mostrándoles que existe esa luz al final del túnel, les dará la confianza y la claridad que necesitan para trabajar y llegar a los mejores tiempos que están en el futuro.

   
Seguinos en
   
Búsqueda
Newsletter

Reciba todas las novedades en su Correo Electronico.

Encuesta

¿Cuenta con un plan de sucesión?

Ver Resultados